fbpx

El teletransporte inexplicable de un antiguo soldado español: Gil Pérez

Hay una extraña historia sobre Gil Pérez, este fue un soldado del siglo XVI. La exactitud de esta extraña historia ha sido cuestionada por algunos historiadores, ya que no se informó hasta un siglo después del incidente que tuvo lugar.




Como lo dije, Gil Pérez fue un soldado español ordinario, un miembro de la Guardia Civil filipina, trabajó como guardia en el palacio del gobernador general en Manila, Filipinas.

Él cumplía con su deber a su gobierno, independientemente de cualquier circunstancia que surgiera durante su turno de guardia.

Entonces algo inesperado  sucedió. El 24 de octubre, 1593

Gil Pérez estaba haciendo sus tareas de guardia en el palacio del gobernador en Manila. piratas chinos habían asesinado al gobernador – Gómez Pérez Mariñas – la noche anterior, pero los guardias estaban vigilando el palacio esperando el nombramiento de un nuevo gobernador.

Gil Pérez estaba cansado por lo que decidió apoyarse en una pared y descansar por un momento.

Cuando abrió los ojos, no reconoció el lugar donde estaba, pero él continuó haciendo sus tareas de vigilancia hasta que fue abordado por alguien que empezó a hacerle preguntas y diciéndole que estaba en un lugar en el que no podía estar.

Gil estaba en la Ciudad de México en la Plaza Mayor (más de 9.000 millas náuticas de Manila, a través del Pacífico).

Explicó que momentos antes de llegar allí, el señor gobernador de Filipinas, Gómez Pérez Mariñas había sido asesinado por piratas chinos. Entonces, después de largas horas de trabajo en Manila, decidió descansar por un momento. Un segundo más tarde, abrió los ojos y se encontraba en un lugar desconocido.

Nadie le creyó.

Las autoridades pusieron a Pérez en la cárcel por deserción y por la posibilidad de haber estado al servicio de Satanás. El Tribunal de la Santa Inquisición lleva a juicio al soldado, pero lo único que pudo decir en su defensa fue que había viajado desde Manila a México de alguna manera.

Después de dos meses, llegó un barco de Filipinas, con la noticia de la muerte del gobernador. Ellos dijeron que sabían de Gil Pérez, aunque no sabían que estaba en la Ciudad de México. La última vez que le habían visto era el 23 de octubre en el palacio.

Los testigos confirmaron que Gil Pérez de hecho había estado de guardia en Manila, justo antes de llegar a México. Por otra parte, uno de los pasajeros del barco reconoció a Pérez y juró que lo había visto en las Filipinas el 23 de octubre.

Las autoridades de la Ciudad de México decidieron liberar Gil Pérez y enviarlo a casa.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

oscarhttps://oscarsaid.com
Formador de historias verídicas y mitológicas en la configuración de D'A (Dimensión Alterna) puede seguirme en la red social o en el grupo de FB: Dimensión Alterna

Artículos relacionados

artículos populares

Una enfermera recibió la vacuna contra el coronavirus y murió a los dos días

Sonia Azevedo, una enfermera portuguesa, murió de muerte súbita dos días después de ponerse la vacuna contra el coronavirus de Pfizer. Natural de Maia, llevaba 10 años trabajando en...

¿Qué Ocurre cuando un Reo pasa por la Silla Eléctrica?

Aunque la silla eléctrica ya no es un sistema de ejecución utilizado de un modo generalizado, se sigue aplicando en algunos casos. Actualmente en...

CUANDO DUERMES….

¿Sabías que cuando duermes colocas tus manos en las partes del cuerpo que requieren sanación? Arriba de tu cabeza: buscas mayor conexión espiritual.En el pecho:...