Marruecos es el único país del mundo donde las cabras, debido a la falta de pasto, trepan a los árboles y pastan allí en manadas, comiendo los frutos del argán, un árbol del que las nueces se convierten en aceite fragante.

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook